Back to Top

Gobierno ruso pretende lanzar red social estilo Facebook para enfrentar a la oposición.

El Kremlin tiene la intención de crear su propia red social al estilo de Facebook, donde los usuarios podrán crear cuenta personales capaz de subir contenido y discutir los tema del día.

Las redes sociales han sido la herramienta por excelencia para los activistas de la oposición y las manifestaciones callejeras. La popularidad de Internet en Rusia hace pensar que cualquier intento de sistema de control de Internet al estilo Chino, estaría condenado por los ciudadanos.

Por lo tanto, las autoridades rusas se ven forzadas a jugar el mismo juego de los activistas sociales.

El ministro del gobierno Mijaíl Abyzov dijo al diario Izvestia que tienen la intención de que la red sea lanzada en junio, y que tomará como base el actual proyecto russiawithoutidiots.rf. A principios de este año, con el apoyo del entonces presidente Dmitry Medvedev, el sitio permite a los usuarios quejarse de los funcionarios públicos.

La iniciativa forma parte de un programa impulsado por el propio Medvédev, quien ahora es primer ministro, para construir el rol del gobierno en los medios electrónicos. El mes pasado, Medvedev, obligó a todos sus ministros a utilizar iPads, y prescindir del papel durante las reuniones de ministros.

Sin embargo, los analistas se muestran escépticos de que una red social impulsado por el Kremlin, podría competir con Facebook y Twitter, e incluso con sus equivalentes rusos más populares: Vkontakte y Odnoklassniki.

“Si el gobierno crea algún tipo de red social, entonces la gente no se unirá a ella”, dijo Andrei Soldatov, un experto en Internet y servicios de seguridad de Rusia.

La oposición al gobierno Ruso, encontró su fortaleza en Internet. Aleksei Navalny, uno de los críticos más populares contra el presidente Vladimir Putin, llegó a ser famoso a través de su blog.

El Kremlin, en los últimos meses, es la última institución rusa que se ha visto obligada a enfrentarse a la crítica en las redes sociales. En mayo el Patriarca Kyrill, de la iglesia ortodoxa rusa, puso en marcha una página de Facebook después de una serie de escándalos que lo puso en el centro de una lluvia de críticas en redes sociales.

A pesar de las protestas, el presidente Putin, se encuentra demasiado ocupado como para regular en Internet, aún sabiendo que Rusia recientemente superó a Alemania para convertirse en el país europeo con más usuarios de Internet.

“Si a las autoridades no les gusta lo que está sucediendo en Internet, hay un único camino, aguantar las críticas”, dijo Putin cuando se le preguntó su opinión sobre Internet el año pasado. “Es en la misma plataforma de Internet donde se tiene que proponer respuestas a las críticas… y recoger una mayor cantidad de seguidores.”